viernes, 30 de enero de 2009

MERCURIO EN PISCIS II

video

Pensamiento intuitivo y poder imaginativo.
Dependiendo del estado anímico,
el pensamiento puede ser extremadamente optimista, artístico, original y creativo,
tanto como desesperado, caótico y casi estúpido.
Disposición a la telepatía.

Tus ideas y opiniones suelen forjarse a partir de muchas ideas,
impresiones y sensaciones que absorbes de los demás
muchas veces como vibraciones inconscientes.
Preocupación por los problemas humanos y sociales,
disposición mental comprensiva, compasiva y generosa.

Capaz de conocer y comprender ideas que van más allá de las palabras,
a menudo cuando intenta comunicarlas mediante el lenguaje
puede sentir que ha perdido la esencia de la idea.
Dificultad para concretar pensamientos e ideas
que aumenta sometido a la presión del cronómetro.
Además de tranquilidad,
necesita sentirse inspirada para realizar un buen trabajo.

Mente fotográfica de alta sensibilidad y memoria.
Talento para imitar,
divertir y distraer a los demás.
Habilidad para aprender por ósmosis
y necesidad de hacerlo así para poder disciplinarnos
en cualquier estudio o trabajo que elijamos.

En su parte negativa,
fácilmente influenciable porque imagina lo que es ponerse en el lugar de otra persona,
y dado que es capaz de absorber no sólo las ideas
sino también la forma de pensar de cualquier persona o libro que lea,
ocasiones suele haber en las que nuestra mente se ha visto sometida a opiniones,
juicios e ideas erróneas que invalidan nuestra manera de pensar
hasta sumergirnos en la desesperación y la depresión.
Lo real y lo irreal se mezclan se confunden pensamientos y fantasías
con dificultades para afrontar la vida de subsistencia cotidiana.
Tendencia a olvidos y distracciones.

En un momento dado,
si puedes sobreponerte a tus miedos es gracias a que captas la pobreza,
espiritual y material,
la confusión y el malestar incluso mundial,
lo que te ablanda el corazón y te pone a cooperar compartiendo tu mente,
tus conocimientos, tu manera de pensar, tus percepciones,
tu visión intuitiva de las cosas, tu sensibilidad, tu comprensión,
tus visiones, fantasías o alucinaciones.

Tanta estrella en el escenario, tantos medios materiales a su disposición, y con un micrófono que la paciencia que tuvo que tener el George, !joodeer¡ con el microfonito. Y así se apañó, qué remedio el hombre, cantando solo en el desierto sin nadie cerca que le pueda fijar de una vez ese artefacto. Claro, que lo mismo que suelta una mano de la guitarra podía soltar las dos, total son cinco segundos, tres para apretarlo y dos para ver dónde andarán los de mantenimiento.

No hay comentarios: